lunes, 20 de febrero de 2012

¿Qué está pasando en la Biblioteca?

¿Os habéis acercado a la biblioteca estos días? Yo fui a coger un libro y no pude, alguien había puesto un muro alrededor de las estanterías y pensando que era imposible que aquello fuera así, di la vuelta y nada, volví de nuevo a rodear aquel impedimento, esta vez en sentido contrario y otra vez nada, pensé: Ya está, hay una cámara oculta y se van a reír mucho a costa mía y de otros incautos como yo, pero aún así no me resistía a creer que no se pudiera acceder a dichas estanterías y a la primera persona que vi le pregunté: ¿Sabes por dónde se puede entrar a las estanterías? Pues no, habrá que dar la vuelta, ja ja ja... pensé, otro que cae para la cámara oculta de las narices.
Una semana más tarde volví a la biblioteca y esta vez pensé: ¡Esto es una provocación! ¡Como es posible que nadie haga nada para salvar estos libros atrapados! ¿Hasta cuando vamos a aguantar sin entrar en el espacio prohibido? He de reconocer que tengo unas ganas terribles de hacer algo  que podría considerarse una BARBARIDAD, no se si RESISTIRÉ...
De momento os dejo este comentario de Juanjo Pascual Martínez-Portillo. Coordinador de la Biblioteca:

3 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. ¡Por fin los libros del centro de la biblioteca somos libres!
    Hemos estado llenándonos de polvo sin que nadie hiciera nada. Nadie nos ha cogido, ni leído, no hemos sacado una sonrisa, ni hemos asombrado durante semanas, nadie ha pasado nuestras páginas con suavidad, ni devorándonos,... ¡Ha sido terrible! ¡Por fin una voz ha clamado por nosotros! ¡Gracias Juanjo!

    Ya se pueden prestar y consultar todos los libros de la biblioteca.

    Lo del muro de plástico ... ¿no habrá sido una llamada de atención por el escaso uso que se hace de la biblioteca?
    La reportera bloguera

    ResponderEliminar
  3. ¿No habrá sido un complot orquestado por los profes de literatura para que sus alumnos/lectores demuestren su interés y se rebelen?
    ¿O no podría tratarse así mismo de esa gente, como se llaman... ¡Ah si! los de la APA, que hartos de pasar las tardes allí sin que nadie, o casi nadie, lea, busque, curiosee, entre sus estanterías, ha decidido secuestrar la cultura para remover conciencias?
    Y puestos a PENSAR ¿No habrá sido algún "-------" de profe de Plástica el que nos la haya jugado y durante este tiempo haya estado "d------------e"?
    Otra reportera curiosa

    ResponderEliminar